Archivo del sitio

Ya no estamos para trabajar en saco y corbata

fto.jpg

Las nuevas generaciones son artífices de grandes cambios en un mercado laboral de ideas y procedimientos antiguos y monótonos. La forma de trabajar en distintas empresas – grandes o pequeñas – está cambiando, partiendo desde el grado de control sobre el personal al pasar a un tipo de trabajo más flexible. Está comprobado que si el empleador trabaja a gusto, entonces la productividad aumentará dado que su grado de compromiso será mayor.

Algo que muy pocas empresas aun no cambian es la vestimenta de trabajo y esto aún no lo entiendo, como si la productividad y eficiencia fuera de la mano con la formalidad y seriedad; un concepto totalmente erróneo. Definitivamente las grandes ideas no necesariamente vienen acompañado del saco y la corbata o el pantalón y la camisa; creo que la probabilidad es mayor si vienen de un jean, un polo y unas converse por ejemplo.

Tenemos casos muy simples y exitosos como Zuckerberg, Steve Jobs o el mismo Google, que nos hace preguntar: ¿Es necesario un código de vestimenta? ¿Puede que una vestimenta haga menos seria a una empresa en estos tiempos?. Desde mi punto de vista, si deben de existir parámetros mínimos para la vestimenta pero uno no debe exigir un código. Caso muy distinto es si se trata un personal de ventas que si debe dar cara a un cliente. No estoy a favor de un uniforme, pero si un código de vestimenta distinto al de back office. ¿Por qué un empleado que no tiene contacto o cara con el cliente debe vestir formal? No es mejor que trabaje de una manera cómoda, utilizando el estilo de vestimenta de un día a día.

Tampoco es positivo para las empresas tener una vestimenta formal y los viernes tener una casual dado que ya se presta a que el empleado tenga una relajación extrema, ya que el ánimo se interpreta como day off.

Si trabajas o lideras una empresa, piensa y dale vueltas la idea de poder trabajar de una manera más casual sobre la formalidad y lo cuadriculado que son las empresas que se han quedado con estas ideas antiguas.

5 tips para encontrar trabajo más rápido

oferta-empleo-periodico-640x300

Encontrar trabajo hoy en día cada vez es más difícil, toma tiempo y las oportunidades son menores. Quizás actualmente no cuentes con trabajo y ya no sabes qué hacer para encontrar una oferta laboral que esté de acuerdo a lo que estás buscando.

Primero analicemos el contexto en el que estamos para ver qué posibilidades existen fuera de lo que normalmente las personas hacen al buscar un trabajo. Existen cientos portales de trabajo y cada una de esas publicaciones recibe arriba de 100 cv’s tranquilamente, entonces la persona de RRHH toma el primer pool de máximo 50 personas y lo más probable es que de ahí salga el elegido. Si fuiste de los primeros tienes suerte, pero no hay cómo saberlo hasta que te llamen.

Tranquilo, yo pasé por lo mismo y te daré 5 tips que te ayudaran a mejorar tus posibilidades:

Linkedin: Este es el futuro, si no tienes un perfil esta red social no estás en el mapa para ningún puesto laboral. Tomate tu tiempo y haz un buen perfil en el que resalten tus trabajos, las funciones que desempeñaste y sobretodo los logros que obtuviste (premios, crecimiento en ventas, en market share, lanzamientos exitosos, etc). Además, sigue distintos grupos de RRHH donde puedan postear ofertas laborales o sino revísala seguido ya que tus contactos usualmente pueden publicar o compartir alguna oferta laboral. Por otro lado, Linkedin cuenta con una sección de ofertas en donde uno se puede suscribir para que le lleguen notificaciones al mail y celular. Si es posible descárgate la versión Linkedin Jobs al celular.

Indeed.com: Muchos no saben que es un metabuscador, pues Indeed lo es y para mi es el mejor portal de ofertas laborales. Un metabuscador es Google, es decir, agrupa en una página todas las ofertas laborales de todos los portales, desde Bumeran hasta los portales propios de las empresas que publican ofertas. Lo mejor es que uno se pueda suscribir y te puedan llegar ofertas de acuerdo a lo que uno busca. Además, también puedes descargar la app desde tu celular.

Stalkeo: Las maneras de conseguir trabajo han cambiado y ya casi se parecen al clásico stalkeo que debes haber hecho alguna vez en Facebook, pero en este caso adaptado al mercado laboral. Te explico: buscas una oferta laboral que te guste, colocas el nombre de la compañía en Linkedin y ves que personas trabajan en ella. Luego, el nombre de las personas que crees que puedan tener tu edad lo pasas a Facebook y ves que amigos en común pueden tener. Una vez que revisas, te contactas con tu amigo que es amigo de dicha persona que trabaja ahí y le dices que por favor reenvíe tu CV y que además te recomiende. De esta manera le llegará de manera más directa y de primera mano de una persona de la compañía tu CV a la encargada de RRHH.

Diseño: Tu CV tiene que ser el diferente, el que piensa fuera de la caja, la oveja negra y no por malo sino porque se distingue del resto. Puede que no seas diseñador pero alguien te puede ayudar a darle un mejor diseño al tradicional y poder diferenciarte. Todo entra por los ojos y tu CV es el primer contacto o la primera impresión que das. Te dejo algunos CVs creativos: http://weare.guru/creative-cvs/

Actitud e Información: Si lograste conseguir una entrevista laboral, preocúpate de tener la mejor presentación personal y de asegurarte de tener la mejor actitud. Saber que tú vas a ser el elegido y que puedes hacer las funciones que están buscando. Créetela. Además, no todo es actitud, sino también uno siempre debe investigar sobre la empresa a la cual está postulando: años en el mercado, logros, crecimiento, competencia, etc.

Si sigues estos 5 pasos, de seguro que te va ir mejor.

A %d blogueros les gusta esto: